I
La señal que fué desde el principio
dada a la humanidad,
príncipe de paz será su Nombre
por toda la eternidad.

coro
Ese Nombre que era oculto,
que no era revelado;
Jesucristo, ese es su Nombre,
y en El debéis ser bautizados.

II
Fué el Mesías grande y verdarero,
que a la Tierra descendió;
trajo a las gentes luz y vida,
más el mundo no creyó.

III
Hay un sólo nombre dado al mundo,
por el cual se salvará;
ese Nombre dá virtud y gracia,
y el que cree,  salvo será.

IV
¡Oh, hermano ! ¿Sabes tu que Cristo
te podrá salvar a tí ?
ven a El, renaciendo de nuevo
y El pondrá su Espíritu en tí.

Antonio Castañeda Nava

About these ads