1
Los cielos cuentan, Señor tu gloria
y al universo se oye alabar,
el sol, la luna, mundo y estrellas
cantan en coro, a tu bondad.

coro
Incomparable y grande es Señor
tu fortaleza y esplendor
nada iguala a tu majestad,
en mi bajeza puedo contemplar
que al extenderme tu brazo de
amor sólo ha sido por tu bondad.

II
La una noche, a otra noche,
en su silencio suele cantar
tal como el día, en su hermosura
hablan del himno de tu bondad.

III
Siendo el Sublime, el Infinito,
te subajaste, para mirar
nuestra bajeza, nuestra miseria
y nos salvaste por tu bondad.

IV
Dame Dios mio, que yo eleve
mi alma contigo, al meditar,
en tu grandeza, y en mi miseria
que tu has unido por tu bondad.

 

Autor: Gilberto Díaz
Himnario de Consolación no. 148
Himnario Cristo viene alabanza y victoria no. 41

Video: